Venezuela en la Segunda Guerra Mundial: La primera vez que Marinos Venezolanos desfilaron en Estados Unidos

fctiban

En estos momentos, me encuentro haciendo una investigación para escribir un libro sobre la historia de dos buques de la marina de guerra venezolana y de los hombres que los tripularon. Estas naves adquiridas en el Reino de Italia en 1938, fueron clasificadas como cañoneros y se les asignaron los nombres de General Urdaneta y General Soublette.

En el curso de esta investigación he encontrado muchos hechos sumamente interesantes que hicieron hito en nuestra marina de guerra. En esta oportunidad me voy a referir a un desfile llevado a cabo en Galveston, Texas, el 27 de octubre de 1943 por una representación de la tripulación del cañonero General Soublette que, en ese momento se encontraba en reparaciones en un astillero de esa ciudad.

El 16 de febrero de 1942, siete tanqueros fueron hundidos por submarinos alemanes frente a las costas venezolanas de Paraguaná, siendo el más dañado el Monagas. Muy cerca del área estaba el cañonero General Urdaneta; sin embargo, no fue mucho lo que pudo hacer ya que no tenía armas antisubmarinas. Se limitó a rescatar a los sobrevivientes. El comandante del cañonero era el teniente de navío Wolfgang Larrazábal y su primer maquinista el teniente de fragata Ramón Rivero Núñez, mi padre, motivación esencial de mi investigación.

Posteriormente, se acordó con Estados Unidos la repotenciación de ambos cañoneros en los Astilleros Todd de Galveston. El trabajo consistió, en la instalación, en cada uno de ellos, de dos cañones 3”/23 y dos ametralladoras Anti-Aéreas Oerlikon de 20 mm, además de dos proyectores de cargas de profundidad tipo Mk. 6 (K-Guns). También se hicieron trabajos en las máquinas, de electricidad y en la estructura.

El Urdaneta fue el primero en ser repotenciado. Llegó a Galveston el 29 de mayo de 1943, y se completó el trabajo de repotenciación el 5 de julio de 1943. En la travesía de regreso murieron tres marineros por intoxicación, al recoger del mar e ingerir unos alimentos en mal estado. Finalmente, cuando arribó a Venezuela, tanto el comandante del buque como el segundo comandante fueron sometidos a un consejo de investigación, por faltas graves del servicio cometidas durante su estadía en Galveston.

Cañonero General Urdaneta zarpando de Galveston rumbo a Venezuela, en julio de 1943. Foto: Colección de Carlos E. Hernández González
Cañonero General Urdaneta zarpando de Galveston rumbo a Venezuela, en julio de 1943. Foto: Colección de Carlos E. Hernández González

En vista de la conducta impropia de estos oficiales durante su estadía en Galveston, en la segunda misión de repotenciación, la del Soublette, además del comandante del mismo, teniente de navío Cervelión Fortoul Pineda, también se trasladó a Galveston el Inspector General de la Marina de Guerra, capitán de fragata José Joaquín Fuentes. Arribaron al astillero el 22 de septiembre de 1943 y las reparaciones culminaron el 23 de noviembre de 1943.

Durante esta segunda misión de repotenciación, la delegación venezolana fue agasajada por las fuerzas vivas de la ciudad de Galveston. El 29 de septiembre el Rotary Club los presentó en sociedad, ya que el capitán de fragata Fuentes y el teniente de navío Fortoul eran miembros del Club en Venezuela, también estuvieron presentes en ese acto los alféreces de navío Armando Medina y Juan Torrealba. El 2 de octubre asistieron a un baile en el Club de Oficiales. El domingo10 de Octubre a las 8:00pm los oficiales venezolanos hicieron entrega formal del Pabellón Nacional al Club de Oficiales.

El 27 de octubre se celebra el día de la Armada norteamericana y en consecuencia, entre otros eventos, se organizó un Gran Desfile en Galveston para celebrarlo. La tripulación del Soublette fue invitada a participar en el mismo. El capitán Fuentes solicitó permiso al Director de Marina, capitán de fragata Antonio Picardi, y este, a su vez, al presidente Isaías Medina Angarita quien lo concedió.

Cerca de 3.000 hombres y mujeres tomaron parte en el desfile, que empezó a las 2 pm. El Mariscal del desfile fue el Cdr. (Commander/Capitán de Fragata) Philip F. Hambach, director del puerto naval y fue asistido por Roy Hocker, vicepresidente de la Cámara de Comercio Junior. La ruta del desfile fue la siguiente: empezó en la calle 25 con avenida B hacia el sur, en la calle 25 con avenida D tomó hacia el este, en la avenida D con la calle 20 tomó hacia el sur nuevamente, en la calle 20 con avenida F hacia el oeste, en la avenida F con calle 23 hacia el sur hasta la C. 23 con Av. J.

El Galveston Daily News en su portada del día 28 de octubre, mostró una foto de la Unidad de Rompe de la Armada venezolana que tomó parte en el desfile, dándole el toque del Buen Vecino.

Marinos venezolanos desfilando en Galveston, Texas, el 27 de octubre de 1943. Foto: Colección de Ramón Rivero Blanco
Marinos venezolanos desfilando en Galveston, Texas, el 27 de octubre de 1943.
Foto: Colección de Ramón Rivero Blanco

El grupo invitado a la Tribuna de Honor estuvo integrado por: Col. (Colonel /Coronel) Leroy E. Nelson y Sra., comandante del campamento Wallace; Brig. Gen. (Brigadier General/General de Brigada) Harold Jackson y Sra., comandante del AARTC, del campamento Wallace; Alcalde George W. Fraser, Adrian F. Levy, secretario del Comité del Día de la Armada; Cdr. Charles W. Roland y Sra.; Lt. Cdr. (Lieutenant Commander/Capitán de Corbeta) Charles Perry Burt y Sra., inspector residente de material naval; Sra. De Hambsch; Cdr. José Joaquín Fuentes, de la Armada Venezolana; Lt. Cdr. A.B. Shepherd-Cross y Sra., de la Armada Británica; Srta. Harriet Gates; Srta. Jeanne Jackson; Lt. (Lieutenant/Teniente de Navío) F.G. Findley;  Lt. Cdr. H.E. Curice; Lt. F.E. Simmen, USCG; Lt. Com. W.E. Etheridge, USCG; Lt. Frank Sayre; Sra. Water Bergstrom; Mrs. Dan W. Kempner; Srta. Rose M. Barrett; Lt. Robert Reid, Lt. P.P. Goodbody; Lt. Cervelión Fortoul Pineda, de la Armada venezolana; Lt. Cl. (Liutentant Colonel/Teniente Coronel) E.S. Barron y Lt. Col. Clair Worthy, del fuerte Crockett.

Cañonero General Soublette en el puerto Galveston, en noviembre de 1943. En la sección de popa se aprecian las cargas de profundidad recién instaladas. Foto: Colección de Carlos E. Hernández González.
Cañonero General Soublette en el puerto Galveston, en noviembre de 1943. En la sección de popa se aprecian las cargas de profundidad recién instaladas. Foto: Colección de Carlos E. Hernández González.

Finalmente, antes de partir, el 27 de noviembre, la delegación de la Armada venezolana ofreció una fiesta de despedida a las fuerzas vivas de Galveston en el Hotel Galvez, en la misma resaltaron arreglos florales con los colores de la Bandera Nacional.

Por: Ramón Rivero Blanco

Escrito por Ramón Rivero Blanco

Ramón Rivero Blanco

Investigador de historia naval venezolana

Ramón Rivero Blanco

Investigador de historia naval venezolana

Un comentario sobre “Venezuela en la Segunda Guerra Mundial: La primera vez que Marinos Venezolanos desfilaron en Estados Unidos

  • el 26 noviembre, 2014 a las 7:48 am
    Permalink

    Ramón Rivero Blanco,

    Mi abuelo me había contado que él se encontraba en el cañonero Urdaneta cuando fue enviado a Galveston para los reparos. Sin embargo, él cuenta que de regreso hubo una epidemia de gripe (parece) y dos marineros murieron. 24 mas enfermaron y fueron hospitalizados en Jamaica bajo cuarentena. Esto supuestamente fue cubierto por la prensa. ¿Sabes algo mas al respecto? Y tendrás una lista completa de los que estaban abordo del cañonera cuando encontraron el Monagas? (la única que vi era solo de los oficiales)

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *